Para evitar la infertilidad es fundamental una dieta saludable

share on:

La alimentación podría ser fundamental en la búsqueda de un embarazo, según un reciente estudio. Un gran consumo de alcohol, cafeína y carne roja y procesada en los hombres puede perjudicar la calidad espermática. Sin embargo, el pescado y marisco, el pollo y los cereales, entre otros alimentos, se vinculan a una mejor calidad del semen o actividad espermática.

La infertilidad es un problema al que muchas parejas deben enfrentarse en todo el mundo. La imposibilidad para concebir un hijo naturalmente o llevar un embarazo a término después de 1 año de relaciones sexuales constantes afecta al 15% de las parejas en edad reproductiva.

La alimentación puede ser un factor determinante ante esta situación. Llevar una dieta saludable rica en alimentos como pescado, marisco, pollo, cereales, verduras y frutas o lácteos bajos en grasas puede mejorar la calidad espermática. Por el contrario, un gran consumo de alcohol, cafeína y carne roja y procesada en los hombres puede influir de manera negativa en la búsqueda de un embarazo.

El consumo de carnes rojas y procesadas, alimentos ricos en soja, dulces y bebidas edulcoradas, entre otros, se asocian con una disminución de la calidad espermática.
Un grupo de investigadores de la Unidad de Nutrición Humana de la Universidad Rovira i Virgili (URV) y del Institut d’Investigació Sanitària Pere i Virgili (IISPV), que forman parte de la Red CiberObn del Instituto Carlos III (España), realizaron la 1ra revisión sistemática de todos los estudios observacionales que existen en la literatura científica y que relacionan la dieta con la fertilidad masculina y la fecundabilidad, es decir, la probabilidad de concepción por ciclo menstrual. Fue publicado en Human Reproduction Update.

Los resultados concluyeron que una dieta saludable, rica en algunos nutrientes como los ácidos grasos omega-3, algunos antioxidantes como vitamina E, vitamina C, β-caroteno, selenio, zinc, criptoxantina y licopeno, y otras vitaminas como vitamina D y folato, ayudan en la mejoría de la calidad del esperma. También ayuda un bajo consumo de ácidos grasos saturados y ácidos grasos trans.

El pescado y marisco, el pollo, los cereales, las frutas y verduras, o lácteos bajos en grasas, también se vinculan a una mejor calidad del semen o actividad espermática.
Pero también hay alimentos que pueden perjudicar la calidad del esperma y, por lo tanto, hay que evitarlos. Un gran consumo de carnes rojas y procesadas, alimentos ricos en soja, dulces y bebidas edulcoradas, ciertos lácteos enteros, y el consumo de alcohol y cafeína se asocian con una disminución de la calidad espermática, según determinaron algunos estudios.

Los autores manifestaron que una dieta saludable en los hombres, como la mediterránea, podría mejorar significativamente la calidad espermática y aumentar la tasa de fecundabilidad de la pareja.

Infertilidad

Se la puede clasificar en primaria y secundaria. La 1ra hace referencia a cuando una mujer no logra tener un hijo, por no poder conseguir quedarse embarazada o por la incapacidad de terminar el embarazo con el nacimiento del bebé. La 2da se refiere a cuando una mujer no logra tener un hijo, por no poder quedar embarazada o por la incapacidad de terminar el embarazo con el nacimiento del bebé, después de un embarazo previo o de haber tenido un hijo.
fuente:URGENTE24

El Siglo Web

El Siglo Web

Redacción de El Siglo Web - Independencia en casa - AÑO 2017

Dejá una respuesta