Abusos Sexuales en el Próvolo: después de un mes en la clandestinidad, la monja Kumiko quedó detenida en Mendoza

share on:

Se entregó el martes en Buenos Aires. Testigos la señalan como coautora de crímenes aberrantes.

La monja japonesa Kosaka Kumiko, denunciada como partícipe de los aberrantes abusos sexuales a alumnos hipoacúsicos y sordomudos del Instituto Próvolo de Luján de Cuyo, llegó esta mañana a Mendoza luego de pasar un mes en la clandestinidad.

Apenas llegó fue trasladada a la sede de la Policía Federal y a las 11 a Tribunales, donde deberá explicar por qué testigos señalan a la monja japonesa como cómplice de violaciones, abusos, golpes y castigos en el instituto religioso para niños.

Una de las víctimas de los vejámenes declaró que la monja Kumiko era quien “les colocaba los pañales a los chicos abusados ya que en muchos casos no podían ni sentarse por el sangrado que les generaban los abusos”.

 

Sobre la religiosa pesaba un pedido de captura nacional e internacional librado por el fiscal Gustavo Stroppiana. El martes desde una dependencia judicial porteña se comunicaron cerca del mediodía para confirmar que Kumiko había llegado y se había identificado en el lugar junto a un abogado.

Kumiko  será imputada por participación primaria en los delitos de abuso sexual y corrupción de menores, los mismos por los que ya están imputados y detenidos dos curas y tres administrativos del establecimiento.

FUENTE: los andes

El Siglo Web

El Siglo Web

Redacción de El Siglo Web - Independencia en casa - AÑO 2017

Dejá una respuesta