El juez Bonadío sobreseyó a Carrió, Stolbizer y Abad en una causa pero involucró a Echegaray y a Cristina Kirchner

share on:

Bonadío habría revelado que en la AFIP “había una sección especial de carpetas e información sensible sobre contribuyentes destacados” que se creó por pedido “de los más altos funcionarios” del gobierno de la ex presidenta

El juez Claudio Bonadío sobreseyó a Elisa Carrió, Margarita Stolbizer y su abogada Silvina Martínez, tras haber sido acusadas de extraer y usar, de manera ilegal, material secreto y confidencial proveniente de la AFIPpara presentar denuncias judiciales. Sin embargo, en el fallo dado a conocer por el programa La Cornisa, conducido por Luis Majul en América, Bonadío habría afirmado que hubo altos funcionarios que pidieron y obtuvieron, de manera oculta, información sensible de la base de datos secreta del ente recaudador mientras Ricardo Echegaray era titular de la AFIP y, Cristina Kirchner, presidenta de la Nación. Es decir, en un período inmediatamente anterior al denunciado por el diputado del Frente para la Victoria Rodolfo Tailhade.

La denuncia de Tailhade contra Carrió, Stolbizer y Martínez fue presentada en marzo de 2016 e involucró en la supuesta maniobra ilegal al titular de la AFIP, Alberto Abad, el responsable de la DGI, Horacio Castagnola, y al titular de la División de Investigaciones, Jaime Mecicovsky, entre otros altos funcionarios del ente recaudador. Todos ellos fueron sobreseídos por el juez y, según informó La Cornisa, Bonadío habría revelado que en la AFIP “había una sección especial de carpetas e información sensible sobre contribuyentes destacados” que se creó por pedido “de los más altos funcionarios” del gobierno de Cristina Kirchner. Asimismo, Bonadío habría expresado que se sacaba la información de la base de datos de la AFIP aunque los contribuyentes “no tuvieran expediente administrativo o judicial previo”.

 

Un dato curioso es que el diputado denunciante, que además integra el Consejo de la Magistratura, habría indicado que la información sobre la supuesta maniobra delictiva le llegó a su casilla de correo a través de un tal “Carlos Batallán”. Pero Bonadío habría probado que Batallán no existe y que se trata de una identidad falsa.

En su presentación, Tailhade habría dicho que los funcionarios de la AFIP denunciados suministraron a Carrió, Stolbizer y su asesora Silvina Martínez, información sensible sobre Ricardo Lorenzetti, Cristóbal López, Lázaro Báez, Julio De Vido, los jueces Ariel Lijo, Julián Ercolini, Rodolfo Canicoba Corral y el propio Bonadío, el ex juez Norberto Oyarbide, los camaristas Jorge Ballestero y Eduardo Farah, el presidente de Boca, Daniell Angelici, el presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó, el secretario de Finanzas Luis Caputo, la esposa del Presidente Mauricio Macri, Juliana Awada, y su primo, Angelo Calcaterra, ex dueño de la constructora IECSA.

Tailhade fue espía de la AFI bajo la titularidad de Oscar Parrilli. Asumió como diputado nacional en diciembre de 2015 y desde entonces, presentó diecisiete denuncias contra funcionarios de la actual administración y personas que suelen investigar y denunciar hechos de corrupción del gobierno anterior. La mayoría fueron rechazadas archivadas o desestimadas por inexistencia de delito.

El Siglo Web

El Siglo Web

Redacción de El Siglo Web - Independencia en casa - AÑO 2017

Dejá una respuesta