OLX despide a empleados y prepara el cierre de la operación local

share on:

La compañía de clasificados online es una de las cuatro empresas tech que valen más de USD 1.000 millones
OLX, la empresa de clasificados virtuales que pertenece al fondo sudafricano Naspers, despidió a 50 empleados y analiza restringir la actividad local. “Por el momento no es un cierre, pero sí es una reconversión total del negocio”, aseguró una fuente cercana a la compañía. Empleados de la empresa sí hablan de cierre definitivo en medio una gran incertidumbre.

“La decisión de los 50 despidos tiene dos motivos. Por un lado, descentalizamos las cobranzas y otros servicios que ahora pasaron a cada país. Además en clasificados, teníamos una venta telefónica para destacar anuncios. Eso ahora se hará online”, explicó Agustín Garicoche, el CEO local, no respondió el llamado de Infobae.

Se trata de uno de los llamados unicornios tech locales, las empresas que valen más de USD 1.000 millones, y que fue fundada en 2006 por el emprendedor local Alec Oxenford, quien estaba alejado de la compañía en los últimos años (incluso hace unos meses se retiró del directorio local) y ahora está enfocado en Letgo, otra empresa digital de Naspers.
Según pudo saber Infobae, los despidos se produjeron en la sede central de la empresa, en el barrio de Belgrano, desde donde atiende y da servicios a la operación global, y en sucursales del interior, como la de Córdoba.

La compañía había dado hace unos meses un giro en su estrategia de venta de todo tipo de productos usados, para poner foco en verticales como autos y propiedades. Ahora intentaría, además, usar el hub tecnológico de Buenos Aires –que no sufrirá despidos– para seguir exportando servicios. Con todo, este es uno de los puntos que amenazan a la compañía desde que el Gobierno impuso un impuesto a las exportaciones que rige a partir de este año también para los servicios basados en el conocimiento.

A mediados del año pasado, OLX había cerrado la compra de Properati, una pyme tecnológica especializada en el mercado inmobiliario. Ese negocio seguiría sin alteración.

“La plataforma global se sigue desarrollando desde acá, algo que va a continuar. Properati sigue creciendo y lo lanzamos en varios países de la región. Somos 270 empleados que seguimos trabajando fuerte en OLX, ahora con foco en es real estate y autos”, dijo Garicoche.

Historia de un unicornio

“Es la primera y única marca global de Internet que no se desarrolló en Silicon Valley”. De esa forma describe Oxenford a OLX, su segundo “bebé”. A fines de los 90, en plena burbuja puntocom, había lanzado DeRemate, un sitio de subastas online que compitió en la región con Mercado Libre, y perdió la batalla. Años después, se asoció con el francés Fabrice Grinda y fundaron OLX.

Ambos fueron co-CEO durante seis años y Grinda se fue en 2012. El negocio de OLX siempre fue el mundo, nunca Argentina. Aunque desde el país se manejó siempre buena parte de la operación global. Para esa startup, Oxenford usó lo que definió como martian approach, o pensar el negocio como un marciano recién llegado a la Tierra.

“Para muchos lo razonable es primero lanzar el país de origen y luego, eventualmente, ir a la región y el mundo. Decidimos hacer lo contrario: pensar como un marciano que llega a la Tierra y tiene que ver el foco y las oportunidades reales. Vimos lo obvio. Por potencial y desarrollo, había que enfocarse en India, China, Brasil y Rusia. Lo hicimos muy rápido. Casi cinco años después lanzamos la operación en la Argentina, aunque el headquarters siempre estuvo acá”, dijo en el libro Los nuevos reyes argentinos.OLX comenzó operando en India y luego Rusia, Brasil y también en países africanos y de Asia Pacífico, en muchos de los cuales fue líder absoluto. En 2010, el fondo Naspers, que ya era dueño del 67,8% de la compañía, se quedó con casi todo: 95 por ciento. La operación, cuya cifra no trascendió públicamente, rondó los USD 200 millones y Oxenford se quedó con el management y con una porción minoritaria de las acciones.

Oxenford –quien fue el primer jefe de María Eugenia Vidal en el Grupo Sophia, uno de los think tank que dio origen al PRO– se fue alejando del día a día de OLX por el 2015 y puso foco en Letgo, un proyecto similar pero enfocado en EEUU.

“Un día te levantás y te das cuenta de que hay un proceso presupuestario que revisar. Típico de una compañía grande, de más de mil quinientos empleados. No creo estar, por el momento, para estar solo en el directorio de una empresa. Lo que pasa es que la parte emprendedora la cubro con el gran desafío que es competir en las primeras ligas con Letgo”, dijo hace unos años.

Ahora, la compañía que prometió revolución global sufre una fuerte crisis en el país que la vio nacer. ¿Habrá un nuevo martian approach que salve a OLX Argentina?
FUENTE: INFOBAE

El Siglo Web

El Siglo Web

Redacción de El Siglo Web - Independencia en casa - AÑO 2017

Dejá una respuesta