Mundial de Tango: Una pareja argentino-japonesa fue la ganadora en la categoría Escenario

share on:

Se conocieron hace diez meses y comenzaron a bailar tango juntos; esta noche, con una rutina basada en “La Cumparsita”, la pareja de Axel Arakaki y Agostina Tarchinise consagró campeona
Esta noche, con una rutina basada en “La Cumparsita”, la pareja de Axel Arakaki y Agostina Tarchinise consagró campeona en el Mundial de Baile en la categoría Tango Escenario. “Esto es una emoción y una sorpresa inmensa”, decía la santiagueña, que todavía no podía salir del asombro junto a su compañero japonés y budista. La pareja de tango se quedó con un premio de sesenta mil pesos y dos pasajes a París, aunque el valor simbólico del título es mucho más fuerte. La pareja ganadora viajará alrededor del mundo ofreciendo exhibiciones, dando clases y subiendo a distintos escenarios, con el título de campeones, por el resto de su vida.

Ser campeón mundial de tango en Buenos Aires es el sueño de todo bailarín. Cada año, sólo quedan los mejores. En la final del Luna Park, que fue el cierre del Festival y Mundial de Baile que comenzó el 13 de agosto, concursaron veinte parejas de distintos puntos del país y de lugares tan lejanos como Rusia. El segundo premio se lo llevaron los italianos Simone Facchini y Gioia Abballe, que también se quedaron con el premio del público votado por 22 mil personas. El tercer premio fue para los colombianos Valentin Arias Delgado y Diana Paola Franco. El cuarto premio quedó en mano de los rusos Dmitry Vasin y Sagdiana Khamzina y el quinto premio fue para los argentinos Daniel Boujon y Agustina Piaggio de Rio Grande – Tierra del Fuego.

Asistir al campeonato es la posibilidad de ver a los mejores, como en el fútbol. “Soy de Ecuador y esperé muchos años por venir al lugar donde están los mejores bailarines del mundo”, contó una turista en un documental que resume todas estas semanas de tango. El Mundial de Baile, que esta edición cumplió quince años, genera expectativa y ofrece un marco multitudinario, con entradas agotadas con anterioridad. El entusiasmo del público se hizo notar a lo largo de toda la final. “Dale gordo”, le gritaba un porteño a un bailarín ruso. La gente tomaba partido por cada pareja y celebraba con aplausos los movimientos más adrenalínicos, exhalaba suspiros frente a las sutilezas de las figuras en el piso, o bramaba con los giros y saltos. Hay bailarines más sobrios y más extravagantes. Este el momento de mostrarse y de asegurarse un futuro laboral venturoso en el mundo de la danza.
Entre tanto baile, el cantor Ariel Ardit y su orquesta típica, dirigida por Andrés Linetzky, ofreció un set impecable en el que homenajeó a las grandes orquestas con temas clásicos como “Pa’ que bailen los muchachos”, “Romance de barrio”, “La luz de un fósforo” y “Chapaleando barro”, entre otros. Ardit demostró su solvencia artística para cerrar el mundial y hasta se animó a decir: “Una vez critiqué que al festival de tango lo había cerrado Rubén Blades. Hacia siete años que no estaba en el festival. El cierre tiene que ser con los artistas de acá. Viva el tango”, dijo y recibió una ovación de pie. En la primera fila lo aplaudían la bailarina María Nieves y el resto de los campeones de distintas ediciones del Mundial. Hoy la pareja campeona de Axel Arakaki y Agostina Tarchini bailará en la tradicional Milonga de Campeones en La Nacional, Alsina 1465. Una manera de revivir lo que fue el cierre del Festival y Mundial de Baile en el Luna Park


fuente: la nación

El Siglo Web

El Siglo Web

Redacción de El Siglo Web - Independencia en casa - AÑO 2017

Dejá una respuesta